a) La erradicación de la pobreza:
la lucha contra la pobreza de las familias y la exclusión social.
b) El pleno empleo y el trabajo decente:
el logro del equilibrio entre el trabajo y la familia.
c) La integración social: la solidaridad entre generaciones.
Son las tres áreas propuestas por el Consejo Económico y Social de la ONU para la celebración de este aniversario.

RAENAS.net: Crianza y Socialización, Ianina Tuñón

Historia - Responsabilidad Familiar Corporativa - TheFamilyWatch.org

Acto de lanzamiento, en el Senado de la Nación
27 de marzo

El acto de apertura del Año Internacional de la Familia, proclamado por Naciones Unidas se llevó a cabo en el Salón Azul del Senado de la Nación y fue organizado por la senadora nacional por la provincia de San Luis, Liliana Negre de Alonso, y el Centro de Conciliación Familia y Empresa del IAE Business School de la Universidad Austral, junto a la International Federation of Family Development.
La mesa de disertantes fue integrada además por la senadora por Catamarca Blanca Monllau (reemplazó a la senadora Negre, quien se encuentra en EE.UU. participando de una actividad en la Universidad de Harvard), la doctora Renata Kaczmarska, coordinadora del Programa de Familia de la ONU, Ignacio Socias de The Family Watch, el profesor del IAE Guillermo Fraile y Patricia Debeljuh, Directora Ejecutiva Centro del Conciliación Familia y Empresa del IAE.

La legisladora catamarqueña dijo “es un orgullo y un placer representar a una defensora férrea de los valores de la familia como lo es la senadora Liliana Negre de Alonso. Ella me dio la libertad de expresar en este ámbito lo que yo considerara pertinente, pero he preferido hacer mías las palabras que ella pensó para ustedes”. En ese sentido, la senadora destacó que en “en esta conmemoración hay un tema que es de primordial preocupación y merece una atención urgente: la vejez”.
Monllau remarcó que “hoy vivimos en un mundo moderno, donde todo sucede en un instante, y donde, en muchos casos, el valor de las cosas se miden por ser novedosas, ágiles y rápidas. Y lamentablemente esto se traslada a las personas. Una persona es útil, en la medida que más aporta, en la medida que es más rápida y ágil, es decir, se está cosificando a la persona”, resaltó Monllau. Y añadió: “Esto tiene como consecuencia el surgimiento de una cultura del descarte. Y descartar es prescindir o excluir a alguien a quien se considera que sobra, que no se necesita, y que por lo tanto se lo califica de inútil”.

A su turno, la Dra. Renata Kaczmarska, resaltó que “la celebración del Año Internacional de la Familia sirve para subrayar el papel de la familia como unidad social básica y la necesidad de prestarle suficiente atención en las actividades de desarrollo”. Recordó que “entre las cuestiones prioritarias fundamentales figuran: El apoyo a las funciones sociales de la familia, en particular con respecto a la crianza de niños y el cuidado de personas, la socialización y la transmisión de valores y de la cultura”. Y añadió: “La asistencia a las familias necesitadas, incluidas las familias encabezadas por un solo progenitor, especialmente aquellas en que el jefe de familia es una mujer”.

Al hacer uso de la palabra, el director general de Family Watch, Ignacio Socías, sentenció: “La sociedad actual está perdiendo la capacidad de aportar a los jóvenes un lugar adecuado dentro de ella. Y no se está pensando que en el futuro las cosas serán muy diferentes a las actuales”. Y resaltó la importancia de “los objetivos generales propuestos por Naciones Unidas para este año 2014 y de los tres ejes temáticos prioritarios: Familia y pobreza; conciliación trabajo y familia y solidaridad intergeneracional”.

En su discurso, el Dr. Abel Albino subrayó que “no puedo creer que en un país como el nuestro, un 30 por ciento de la población esté debajo de la línea de pobreza. No puedo entender que se iguale hacia abajo”. Y a manera de exhortación general señaló: “Debemos procurar que cada niño tenga una escuela donde ir, un agente sanitario que lo asista y una dieta equilibrada que le posibilite un desarrollo físico y mental adecuado. Y esto ya no depende de las posibilidades físicas o financieras, esto es una cuestión de prioridad política. ¿Está claro?”.
El titular de CONIN puntualizó que “la familia es la única escuela de humanidad que existe. Dónde se aprende a respetar a un anciano si no se tuvo un abuelo?, dónde se aprende a respetar a un bebito si no se tuvo un hermanito o un primito? Si no se vivió en ese ámbito?. La familia es patrimonio de la humanidad. Allí se forja la personalidad del individuo, donde se aprende a convivir”.
“Saben cómo se hace un gran país? Con cinco cosas: preservar el cerebro dentro del año de vida, que es cuando se desarrolla el 80 por ciento del cerebro que tendrá una persona. Segundo: la educación, una semilla maravillosa. Si tengo un cerebro intacto, luego lo educo y, simultáneamente, coloco cloacas, agua corriente y luz eléctrica, podremos tener una potencia en treinta años, pero para eso hay que dejar de pensar en las próximas elecciones y empezar a pensar en las próximas generaciones”, enfatizó Albino.

Fuente: El Parlamentario sic - El título original de la nota “Soy un simple médico, que un día se hartó de ver pobres” La frase pertenece al doctor Abel Albino, de la Fundación CONIN, Cooperadora para la Nutrición Infantil, quien participó en el Congreso del acto de apertura del Año Internacional de la Familia, proclamado por Naciones Unidas.

Historia de la iniciativa.
Desde 1994, la Organización de las Naciones Unidas celebra el Año Internacional de la Familia el 15 de mayo de cada año. En relación a este año internacional, Renata Kaczmarska, Coordinadora del Programa de Familia de la ONU, ha dicho “Lo que buscamos con este año es que tanto los gobiernos como el mundo privado tengan mayor conciencia de la importancia de la familia y de la necesidad de establecer más políticas sociales para hacer frente a sus problemas y necesidades actuales”. Enfatiza la importancia de que la formulación de políticas públicas se centre en las familias, por las contribuciones que realiza como institución social a la sociedad: “las familias son responsables de la socialización de los niños y del desarrollo de aptitudes necesarias para un eficaz desempeño durante su vida adulta a nivel económico, social, público y personal”. sic

Sexagésimo octavo período de sesiones
Tercera Comisión - Tema 27 b) del programa Desarrollo social, incluidas las cuestiones relativas a la situación social en el mundo y a los jóvenes, el envejecimiento, las personas con discapacidad y la familia

Reconociendo que los preparativos y la celebración en 2014 del 20º aniversario del Año Internacional brindan una buena oportunidad para poner de relieve una vez más los objetivos del Año Internacional a fin de incrementar la cooperación a todos los niveles sobre las cuestiones relacionadas con la familia y emprender acciones concertadas para fortalecer las políticas y los programas centrados en la familia como parte de un enfoque amplio e integrado del desarrollo,

Observando que las disposiciones relacionadas con la familia que figuran en los textos aprobados en las grandes conferencias y cumbres de las Naciones Unidas celebradas en el decenio de 1990 y en sus procesos de seguimiento continúan proporcionando orientación normativa sobre la manera de reforzar los componentes de las políticas y los programas centrados en la familia como parte de un enfoque amplio e integrado del desarrollo, Observando también la importancia de formular, ejecutar y supervisar políticas relativas a la familia, especialmente en los ámbitos de la erradicación de la pobreza,
el empleo pleno y el trabajo decente, el equilibrio entre el trabajo y la vida familiar, la integración social y la solidaridad entre las generaciones,
Reconociendo que la familia tiene la responsabilidad primordial en el cuidado y la protección de los niños y que los niños, para el desarrollo pleno y armonioso de su personalidad, deben crecer en el seno de una familia y en un ambiente de felicidad, amor y comprensión,
Reconociendo también que las políticas sobre la familia son más eficaces cuando consideran a la familia como una unidad y enfocan su dinámica de manera
integral, incluso tomando en consideración las necesidades de sus miembros, y observando que las políticas orientadas a la familia tienen por objeto, en particular, fortalecer la capacidad de los hogares para salir de la pobreza, asegurar la independencia financiera y contribuir al logro del equilibrio entre la vida laboral y familiar a fin de ayudar a distribuir las funciones familiares y fomentar el desarrollo de los niños, y que dichas políticas deben diseñarse para esos fines,
Conocedora de la necesidad de una cooperación interinstitucional y regional continua en las cuestiones relativas a la familia para que los órganos rectores del sistema de las Naciones Unidas tengan mayor conciencia de este tema,
Convencida de que la sociedad civil, especialmente las instituciones de investigación y académicas, desempeña una función crucial de defensa, promoción, investigación y formulación de políticas con miras al desarrollo de políticas sobre la familia y al fortalecimiento de la capacidad en la materia,
Observando con satisfacción la estrecha colaboración del Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de la Secretaría con organizaciones intergubernamentales y no gubernamentales que se ocupan de la familia, así como sus investigaciones y preparativos para el 20º aniversario del Año Internacional de la Familia,
Alentando la participación activa de las comisiones y organizaciones regionales, y reconociendo la participación de la sociedad civil en el proceso preparatorio del 20° aniversario del Año Internacional de la Familia,

Tomando nota con aprecio del informe del Secretario General1,
1. Alienta a los gobiernos a que sigan haciendo todo lo posible para lograr los objetivos del Año Internacional de la Familia y de sus procesos de seguimiento, y para integrar la perspectiva de la familia la formulación de sus políticas nacionales;
2. Decide dedicar una sesión plenaria durante el sexagésimo noveno período de sesiones de la Asamblea General, en 2014, a la celebración del 20° aniversario del Año Internacional de la Familia a fin de examinar el papel de las políticas sobre la familia durante la elaboración de la agenda de desarrollo después de 2015;
3. Invita a los gobiernos y las entidades intergubernamentales regionales a que recaben de manera más sistemática datos nacionales y regionales sobre el
bienestar de la familia, y a que definan y apoyen medidas constructivas en materia de políticas sobre la familia, como el intercambio de información sobre prácticas y políticas recomendables;
4. Insta a los Estados Miembros a que consideren que para el año 2014 deberán haberse adoptado medidas concretas para mejorar el bienestar de la familia mediante la aplicación de políticas, estrategias y programas nacionales eficaces, y a que presten la debida consideración al fomento de la formulación de políticas sobre la familia en la elaboración de la agenda para el desarrollo después de 2015;
5. Alienta a los Estados Miembros a que promuevan políticas que fortalezcan la integración social y la solidaridad intergeneracional mediante inversiones en programas de apoyo centrados en la familia, incluida la prestación de asistencia en materia de protección social y la prevención del abuso de las personas de edad, la protección de las personas con discapacidad, en particular los niños con discapacidad, así como la inversión en instalaciones que sirvan de lugares de encuentro y aprendizaje entre generaciones, así como programas de voluntariado para jóvenes y ancianos y programas de mentores y de puestos de trabajo compartidos;
6. Alienta también a los Estados Miembros a que prosigan sus esfuerzos encaminados a elaborar políticas y programas apropiados para hacer frente a la
problemática de la pobreza de las familias, la exclusión social, la violencia doméstica, el equilibrio entre el trabajo y la vida familiar y las cuestiones intergeneracionales, y a que compartan las buenas prácticas en esos ámbitos;
7. Alienta además a los Estados Miembros a que promuevan el otorgamiento de prestaciones centradas en la familia, como la asistencia para la vivienda, las prestaciones para hijos, las pensiones de vejez, las transferencias de dinero en efectivo, la protección social, los programas de transferencia social y demás medidas pertinentes para reducir la pobreza de las familias y evitar la transferencia de la pobreza entre generaciones;
8. Alienta a los Estados Miembros a que, en colaboración con las partes interesadas pertinentes y de conformidad con los planes y políticas nacionales, refuercen las disposiciones sobre licencia parental, amplíen las modalidades de trabajo flexible para los empleados que tengan responsabilidades familiares, promuevan la igualdad entre los géneros y el empoderamiento de la mujer, fomenten la participación paterna en las responsabilidades familiares y respalden un amplio abanico de modalidades de cuidado infantil de calidad, incluso invirtiendo en servicios de atención y educación de calidad para la primera infancia, a fin de mejorar el equilibrio entre el trabajo y la vida familiar;
9. Insta a los Estados Miembros a que creen un entorno propicio para fortalecer y apoyar a todas las familias, reconociendo que la igualdad entre mujeres y hombres y el respeto de todos los derechos humanos y las libertades fundamentales de todos los miembros de la familia son esenciales para el bienestar familiar y para la sociedad en general, haciendo notar la importancia de conciliar el trabajo con la vida familiar y reconociendo el principio de la responsabilidad parental compartida en la educación y el desarrollo de los niños;
10. Invita a los gobiernos a que sigan elaborando estrategias y programas para fortalecer la capacidad nacional a fin de atender las prioridades nacionales relacionadas con la familia;
11. Invita a los Estados Miembros a que consideren la posibilidad de llevar a cabo actividades preparatorias para la celebración del 20º aniversario del Año Internacional a nivel nacional;
12. Invita a los Estados Miembros, las organizaciones y los órganos de las Naciones Unidas, las comisiones regionales, las organizaciones de la sociedad civil y las instituciones académicas a que sigan proporcionando información sobre las actividades que realizan en apoyo de los objetivos y preparativos del 20° aniversario del Año Internacional y a que compartan buenas prácticas e información sobre la elaboración de políticas relativas a la familia;
13. Invita a los Estados Miembros, las organizaciones regionales, las organizaciones no gubernamentales y las instituciones académicas a que apoyen, según corresponda, los preparativos para celebrar reuniones regionales en conmemoración del 20° aniversario del Año Internacional;
14. Alienta a los gobiernos a que presten apoyo al Fondo Fiduciario de las Naciones Unidas para las Actividades Relacionadas con la Familia de modo que el Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de la Secretaría pueda proseguir sus actividades de investigación y prestar asistencia a los países que la soliciten;
15. Recomienda que las organizaciones y los órganos de las Naciones Unidas, las organizaciones intergubernamentales y no gubernamentales, las instituciones de investigación y académicas y el sector privado presten apoyo a las actividades de promoción del 20º aniversario del Año Internacional;
16. Solicita al Secretario General que le presente en su septuagésimo período de sesiones, por conducto de la Comisión de Desarrollo Social y del Consejo Económico y Social, un informe sobre la aplicación de la presente resolución y sobre la celebración del 20º aniversario del Año Internacional de la Familia en 2014 en todos los niveles;
17. Decide examinar la cuestión “Preparativos y celebración del 20º aniversario del Año Internacional de la Familia” en su sexagésimo noveno período de sesiones, en relación con el subtema titulado “Desarrollo social, incluidas las cuestiones relativas a la situación social en el mundo y a los jóvenes, el envejecimiento, las personas con discapacidad y la familia” del tema titulado “Desarrollo Social”.

Fuente: sic Familia 2014.org

Responsabilidad Familiar Corporativa
“Hablar de responsabilidad familiar corporativa implica entender desde las empresas la necesidad de integrar ambos mundos, el trabajo y la familia. Desde el año 2009 buscamos instalar en las empresas este compromiso por las familias de los trabajadores, dar a entender a las empresas que detrás de cada empleado hay una persona que tiene responsabilidades y demandas en casa. De alguna manera desde el lugar de trabajo hay que saber acompañar”.
Así lo afirmó Patricia Debeljuh, Directora del Centro ICBC Conciliación Familia y Empresa (Confye), en relación a la presentación de la segunda edición del libro “Hacia la responsabilidad familiar corporativa: Guía de Buenas Prácticas.
La autora también agregó que las familias son el pilar de la sociedad, y que es necesario fortalecerlas y acompañarlas. Por otra parte, compartió que en las compañías se viven diferentes presiones y tensiones y que al final del día uno se las termina volcando a la familia. Por esta razón, es necesario ser conscientes de cómo las compañías devuelven al colaborador a sus hogares. sic

TheFamilyWatch.org
Naciones Unidas suma al XX aniversario del Año Internacional de la Familia, que se celebra en 2014, el nuevo planteo del papel que tienen las familias en el desarrollo social, para: hacer un balance de las tendencias actuales en temas de política familiar, compartir las buena prácticas, analizar los desafíos a los que se enfrentan dichas familias y recomendar soluciones.
Las transformaciones socieconómicas y demográficas de los últimos años hacen que para las familias resulta cada vez más difícil el cumplimiento de sus numerosas obligaciones, y que muchas tengan que luchar contra la pobreza y otros obstáculos para atender adecuadamente a sus miembros, especialmente los más jóvenes y los mayores. Tanto la conciliación de trabajo y familia como el mantenimiento de los vínculos intergeneracionales que nos han sostenido en el pasado se han vuelto cada vez más inalcanzables.
En respuesta a estos retos, la ONU ha decidido que la celebración de este aniversario se centre en el descubrimiento de las políticas que ayuden a la familia y de las estrategias más adecuadas para afrontar la pobreza familiar, la conciliación de trabajo y familia, y el fortalecimiento de la integración social y la solidaridad intergeneracional. Se trata de adelantar con ello en el desarrollo de políticas familiares, la explicación de su relación con el desarrollo general y el papel de los distintos agentes sociales en este proceso. Se recomienda además a los gobiernos, agencias y organismos de la ONU, organizaciones intergobernamentales y no gubernamentales, así como a entidades científicas y académicas, y al sector privado que sean protagonistas en la promoción de esos objetivos para beneficio de todas las familias del mundo.
Como encargados del trabajo de IFFD en el Consejo Económico y Social de Naciones Unidas, desde el principio nos hemos sentido responsables de la puesta en práctica de estas indicaciones y, para ello, hemos colaborado en buena parte de los eventos organizados antes y durante el año 2014 en los cinco continentes y que comprenden:

- Reuniones de grupos de expertos regionales e internacionales, incluyendo el examen de las tendencias más recientes, el análisis de las políticas y programas que benefician a la familia y el intercambio de buenas prácticas.
- Investigación sobre la pobreza familiar, la conciliación de trabajo y familia, y la solidaridad intergeneracional.
- Celebración anual del Día Internacional de las Familias (15 de mayo), centrada en los tres temas propuestos.
- Eventos paralelos durante la celebración de la Comisión de Desarrollo Social en Naciones Unidas.
- Asesoramiento a las iniciativas gubernamentales, académicas, de la sociedad civil y del sector privado a nivel nacional.
- Publicación de las recomendaciones de las actividades anteriores que permitan guiar la futura acción de diseño, supervisión y puesta en práctica de políticas familiares para que resulte efectiva.
- Propuesta de una Declaración de la Sociedad Civil destinada a su presentación ante la Asamblea General.

Nuestra propuesta para este Aniversario
Consideramos que el esfuerzo que Naciones unidad ha hecho durante tanto tiempo para proteger los derechos humanos tiene como centro el empoderamiento y ha sido enriquecido durante los últimos años con el objetivo de empoderar el mundo de la mujer y la generación venidera a través del trabajo con la juventud. Consideramos que añadir la familia a este programa sería otro paso adelante, siempre que incluya la remoción de todas las barreras a la participación activa de las familias en la sociedad, especialmente en lo que se refiere a las inversiones en salud, vivienda y educación. Con demasiada frecuencia, el tiempo, esfuerzo y dinero que las familias invierten en sus hijos no tiene un retorno social ni económico por parte de la sociedad que también se beneficia de ello, porque no existen instrumentos políticos que lo permitan.
Y este paso supondría también una ayuda, a su vez, para mujeres y jóvenes, puesto que forman parte de la familia. Necesitamos darnos cuenta de hasta qué punto las rupturas familiares han contribuido a la feminización de la pobreza y del hecho de que la estructura familiar es determinante a largo plazo para luchar contra la pobreza, en particular la pobreza infantil. Si nos planteamos la reducción de la pobreza con seriedad, las soluciones valiosas a corto plazo como los bancos de alimentos o centros de acogida deben compaginarse con otras a largo plazo, como la investigación sobre las estructuras familiares y la prevención de las rupturas familiares.

Por este motivo, aspiramos a promover la integración de una perspectiva familiar en la elaboración de políticas a nivel nacional, regional e internacional. Para poner en práctica esta perspectiva, proponemos que se introduzca un informe de impacto familiar, como herramienta para evaluar el impacto de una determinada medida política en la situación de las familias. Como objetivo a largo plazo, también esperamos identificar y describir los indicadores de ese informe en las distintas situaciones y para distintos objetivos.
También pensamos que la consecuencia lógica sería que los nuevos Objetivos de Desarrollo contribuyan a crear un entorno propicio para fortalecer y apoyar a todas las familias, reconociendo que la igualdad entre mujeres y hombres y el respeto de todos los derechos humanos y las libertades fundamentales de todos los miembros de la familia son esenciales para el bienestar familiar y para la sociedad en general, haciendo notar la importancia de conciliar el trabajo con la vida familiar y reconociendo el principio de la responsabilidad parental compartida en la educación y el desarrollo de los niños.
sic Fuente: TheFamilyWatch.org